¿Se puede tomar el sol durante el embarazo? Es una de las preguntas que las futuras mamás se realizan, ahora que se acercan las deseadas vacaciones de verano.

El sol en exceso no es bueno para la piel, y esto es algo que nos vienen diciendo los dermatólogos desde hace ya algunos años. Del sol debemos protegernos, y todavía más en países como el nuestro.

Teniendo en cuenta esta premisa, las embarazadas pueden tomar el sol, pero con prudencia, evitando las horas punta del día, es decir, de 11 a 16 horas (en verano), y siempre utilizando cremas de protección solar muy alta. Además, durante el embarazo, la piel se vuelve más sensible, debido al efecto de las hormonas. 

Con la exposición solar, tienden a salir más manchas en la piel, por cúmulos de melanina en la cara y en la línea media del abdomen, si bien, en general, suelen desaparecer después de dar a luz. Para prevenir la aparición de estas manchas, es mejor evitar tomar el sol o hacerlo siempre con la protección adecuada.

Fuente: Mi bebé y yo

Comentarios

Entradas populares